Nota de prensa

Araneta: “en estos tiempos de crisis sanitaria, económica y
social es más necesario que nunca que seamos capaces de
llegar a acuerdos”

Tras la presentación pública de las ordenanzas fiscales y la comisión
de hacienda, Elkarrekin Donostia se muestra dispuesta a negociar
sus propuestas con el Gobierno municipal porque, en palabras de la
portavoz Aitzole Araneta, “en estos tiempos de crisis sanitaria,
económica y social es más necesario que nunca que seamos capaces
de llegar a acuerdos”.

Como ya anunciaron en su día, las iniciativas de la coalición
compuesta por Podemos Euskadi, Ezker Anitza-IU y Equo Berdeak
buscan “una redistribución de la carga impositiva de una forma más
justa y equilibrada socialmente”. En este sentido, la coalición
progresista cree factible pactar para sacar adelante sus propuestas
de subida de las tasas a las licencias de pisos turísticos y el
incremento a las licencias urbanísticas excepto a las obras menores.

También ven posible consensuar la reducción del IBI a las familias
numerosas y la congelación para los distintivos de aparcamiento de
residentes para personas preceptoras de la RGI o de las Ayudas de
Emergencia Social (AES).

Elkarrekin Donostia lamenta que la subida del recargo del IBI de
vivienda vacía al 150% o la congelación de las tasas de saneamiento y
residuos no hayan sido contempladas por el Gobierno municipal. La
coalición cree que ambas iniciativas ayudarían a centrar los esfuerzos
en cuidar a los y las donostiarras, porque la vivienda y los servicios de
salubridad se han mostrado esenciales en la lucha contra la
pandemia.

Así, Araneta espera que “en las próximas semanas podamos
encontrarnos, ya que en esta situación excepcional los diferentes
partidos políticos deberíamos ser capaces de consensuar políticas
que beneficien a la ciudadanía donostiarra. Creemos que es lo más
responsable”.