Nota de prensa

Maria Eugenia Arrizabalaga: “Ni la Diputación ni Bidegi necesitan que EH Bildu se lo pida para aplicar el principio de prudencia”

Ante la moción presentada por EH Bildu, Maria Eugenia Arrizabalaga, portavoz de EAJ- PNV en las Juntas Generales de Gipuzkoa, ha respondido que la posición de EAJ-PNV es contraria por un simple motivo: porque ni la Diputación Foral de Gipuzkoa, ni BIDEGI necesitan, que EH Bildu se lo pida para aplicar el principio de prudencia, ni para garantizar que en la cuenta específica de la sociedad pública BIDEGI se mantengan los fondos provenientes de los peajes de la N-1 para responder a eventuales reclamaciones que pudieran producirse en el caso de que los recursos interpuestos ante el Tribunal Supremo no prosperaran.

Arrizabalaga ha recordado las palabras de la Diputada Aintzane Oiarbide en respuesta a la portavoz de EH Bildu en el anterior pleno: “la actuación de la Diputación Foral y de BIDEGI se basan en la prudencia. Si hubiera que devolver el importe de los peajes, hay dinero suficiente en la cuenta corriente del III Convenio Específico de Desarrollo de BIDEGI.  Hasta la fecha solo se han dispuesto de esa cuenta 700.000 euros para remodelar las curvas de Etzegarate, una obra necesaria para garantizar mejor la seguridad vial, y la cantidad necesaria para la redacción del proyecto de mejora del enlace de Bazkardo. No su ejecución”. La portavoz de EAJ-PNV ha remarcado que, “el resto del dinero obtenido de los peajes se aplica exclusivamente a los mismos conceptos a los que EH Bildu hace referencia en su moción: gastos de gestión y mantenimiento de la carretera. A finales de 2019 había ya, 13 millones de euros que no se destinarán a nuevos proyectos”.

A juicio de la portavoz de Eusko Abertzaleak Maria Eugenia Arrizabalaga, el discurso de EH Bildu, una vez más, tiene un único objetivo: erosionar al ejecutivo foral y alimentar “fantasmas del pasado”, en este caso, el tradicional relato falaz de la izquierda abertzale contra la solvencia de BIDEGI.  Para concluir, Arrizabalaga ha apelado al principal grupo de la oposición a abandonar la estrategia “del cuanto peor, mejor” y a arrimar el hombro, para afrontar mejor todas las dificultades derivadas de la pandemia.