Nota de prensa

EH Bildu pide la comparecencia de Eneko Goia para que explique qué está
haciendo para defender a la ciudad de los “errores” de la pasante del metro.


Una vez más, nos vemos en la obligación de pedir la comparecencia de Eneko Goia para que informe de las constantes incidencias negativas que están teniendo las obras de la pasante del metro. Las últimas noticias que se han podido conocer son que ETS tiene pensado volver a sacar a concurso las obras del tramo Easo-Miraconcha, que han despedido a 28 personas y que las obras no se reanudaran hasta el verano que viene.

Dejando ahora a un lado los debates sobre la necesidad o, mejor dicho, no-necesidad de la pasante del metro, lo que no entendemos es que el alcalde de Donostia se dedique a dar por buenas las explicaciones de la otra parte, es decir, de ETS, sin poner en duda ninguna de las informaciones que van saliendo, por muy inverosímiles que parezcan (decir a estas alturas que han encontrado arena y agua en esa zona suena, cuando menos, sospechoso). Goia se ha convertido en un mero abogado defensor de ETS ante la ciudadanía donostiarra y ya va siendo hora de que se ponga a defender a su ciudad.

Son ya numerosos los episodios de este culebrón en que se está convirtiendo las obras del metro en Donostia. Y el modus operandi se repite: primero se intenta tapar el problema y cuando al final se conoce la verdad, sale siempre Eneko Goia a quitarle hierro al asunto y a decir que no pasa nada y que está todo controlado. Pero sí pasa, porque:
• primero, estas obras están poniendo en juego la seguridad de muchas personas;
• segundo, porque se va a dilapidar una ingente cantidad de dinero público cuando se debería estar utilizando para hacer frente a las consecuencias de la pandemia;
• tercero, porque aquí nadie hace autocrítica por los flagrantes errores cometidos;
• y porque ningún cargo público, ni del PNV ni del PSE, asume responsabilidades por lo que está ocurriendo.

En resumen, estamos ante un auténtico agujero negro técnico, político, social y económico.

Por ello, no se entiende cómo el alcalde de la ciudad no toma la iniciativa de pedir una comparecencia de oficio para informar a la ciudadanía de la verdadera dimensión del problema y compartir las decisiones que se están tomando.

Por todo ello, EH Bildu ha solicitado la comparecencia del alcalde (que presumiblemente se celebrará el 19 de octubre). Asimismo, recordamos que mañana viernes, en el Parlamento Vasco, a iniciativa de EH Bildu, el consejero Arriola tendrá que explicar por qué todavía no se ha puesto en marcha ningún procedimiento para depurar responsabilidades en este asunto.

Antecedentes
• Después de que el 5 de junio se produjera un socavón en el sótano del número 8 de la calle Zubieta, se paralizaron las obras en el tramo bajo La Concha para “realizar informes geológicos e hidrogeológicos complementarios para garantizar la total seguridad de los habitantes de la
zona “. Antonio López, responsable de ETS, reconoció públicamente que se habían cometido “errores”. Y hay que recordar que, en un primer momento, la concejala de urbanismo, Nekane Arzallus (PNV), dijo que el socavón de la calle Zubieta no tenía “nada que ver con el metro”.
• En la comparecencia del 15 de junio en Comisión Municipal, a petición de EH Bildu, Goia afirmó que el socavón del 5 de junio fue un mero “susto” y que todo se había “solucionado bien” y que no había que preocuparse ni por la seguridad de los vecinos ni por las condiciones laborales de los trabajadores. EH Bildu denunció en la misma comisión “la crónica de un
socavón anunciado”, aportando información relevante al respecto.
• A principios de agosto Eusko Trenbide Sarea (ETS) informó de una importante intervención urgente en los soportales de la playa de La Concha, que se prolongaría durante tres meses. Fuentes extraoficiales indicaron que se preveía un sobrecoste de entre el 50% y el 70% como consecuencia de esta nueva intervención.
• Con anterioridad, el 20 de julio, se celebró en el Ayuntamiento de Donostia una reunión dela comisión no permanente de seguimiento de las obras de ETS, en la que no se informó de la adopción de ninguna medida extraordinaria en la zona.
• El 25 de septiembre, ETS comunica la paralización de las obras en todo el tramo Easo-La Concha (inicialmente sólo indicaron la paralización de las obras bajo la calle Zubieta). También reconocen por primera vez que hay problemas en la calle Easo. Algo que había sigo negado, entre otros, por Eneko Goia. En concreto, ETS afirma que “hay también otros puntos, como la zona de Easo, donde se han encontrado arenas a gran profundidad”. Es decir, todavía no sabemos con exactitud cuál es la dimensión real del problema. En consecuencia, han reconocido por primera vez que se multiplicarán los sobrecostes y han confirmado que 28 trabajadores se irán a la calle (el 70% de la plantilla). Aunque en las filtraciones del viernes se
indicaba que las obras no se retomarían hasta diciembre, posteriormente ETS ha reconocido que tendrán que hacer una nueva licitación y, por tanto, parece que hasta el verano de 2021 todo estará paralizado.
• El 28 de septiembre Eneko Goia asegura en una radio local que está en contacto permanente con ETS y que las obras en superficie se terminarán tal y como estaba previsto (peatonalización de la calle San Martín…).