Nota de prensa

Fruto de la colaboración entre D´Museoa, y Galería Arteko, el espacio de exposiciones temporales de D´Museoa-Museo Diocesano de San Sebastián acoge desde hoy la exposición SOMNIUM ARTIFICUM. EL SUEÑO DE LOS ARTISTAS-ARTISTEN AMETSA. SOMNIUM ARTIFICUM es el título de la singular muestra que presenta el Museo Diocesano con obras del pintor vasco japonés Nori Ushijima con temática religiosa.

SOMNIUM ARTIFICUM. EL SUEÑO DE LOS ARTISTAS–ARTISTEN AMETSA, es el título del proyecto por el que Ushijima obtuvo un accésit en 1993, recién llegado a Donostia donde residió más de una década. En aquel año el Ayuntamiento de San Sebastián convocó un Concurso de Ideas para el Muro de la Plaza Zuloaga al que se presentó el artista japonés. El dibujo de gran formato realizado sobre tabla con la técnica del tratteggio y estructura arquitectónica clásica, es una de las 15 obras que conforman esta exposición en la que se recopila una selección significativa de sus pinturas y dibujos de su trayectoria con contenido místico.

EL SUEÑO DE LOS ARTISTAS representa a Ignacio Zuloaga con sus amigos artistas Beobide, Uranga, Sert, Zubiaurre, Arrúe, Bienabe Artía, Kaperotxipi, Baroja y Unamuno, mientras éstos contemplan la plaza ante la presencia del perro de la familia Zuloaga y el busto del pintor. Como telón de fondo el paisaje de la ciudad. El grupo observa la estatua de San Sebastián, tema que Zuloaga pinta con su paleta. El Santo ha servido
de modelo de Ushijima para numerosas obras realizadas, tanto en papel como en tela.

En la sala se pueden contemplar dos lienzos de gran formato del San Sebastián producidos en 2010 pero con técnicas y estilos diferentes.

Las manos de Cronos, Pecado original, Creación de Adán y Vínculos, son otras de las pinturas con las que se encuentra el visitante y en las que se puede apreciar la variedad de estilos y recursos pictóricos que posee este artista, gran conocedor de las técnicas y trabajos de los grandes maestros renacentistas como Rafael, Leonardo y Miguel Ángel. En la pared principal dos lienzos de gran formato Adán y Eva realizados con la técnica del fresco, destacan transmitiendo un cariz fantástico y onírico a la sala.

Tras estudiar Bellas Artes en la Universidad de Tokio, con 23 años, Nori Ushijima se instala en Italia, primeramente en Peruggia, luego en Roma donde se inspira y transpira el mundo clásico y el conocimiento de las técnicas del restauro y el grabado.

En el Instituto Central de Restauración de Roma alterna estudios con trabajos de restauración de obras de Tiziano, Caravaggio, Giotto y Veronés, entre otros, así como frescos etruscos.

La restauración –según sus palabras- enseña mucho a leer en la pintura de los grandes maestros y te acerca y te confirma en su arte hasta la emoción.

SOMNIUM ARTIFICUM refleja esta emoción del artista a la hora de plasmar sus sentimientos y nos enseña a observar su manera de trabajar aplicando todas las técnica ancestrales que conoce como fresco, encausto, temple al huevo y a la caseína…, en estas telas que ahora contemplamos como la pareja de Madonnas, y los excelentes dibujos del camerino de la Virgen, boceto preparatorio para el Monasterio de Valvanera; el ángel que la acompaña, otro potente bosquejo para un mural, o la sanguina que representa la figura del Buen Pastor, ubicada en el altar de la catedral de San Sebastián y que el artista ha realizado este mismo año 2020.

Durante su estancia en el País Vasco, Ushijima realiza diversos murales de grandes dimensiones con la técnica del fresco en los que representa la Sibila Delphica de la Capilla Sixtina; el hallazgo de la Virgen de Valvanera; los sueños de Céfiro; el Gálata morente, y una espectacular pintura de 14 metros sobre los usos y costumbres
guipuzcoanos, inspirada en el documental Gipuzkoa de Pío Caro Baroja. Entre otras monumentales creaciones, en 2009 realiza otro mural sobre tela de lino de grandes dimensiones Bautismo de San Juan de Berasaluce para la reformada Ermita de Mendaro.

Considerado un excelente retratista, una prueba es el retrato del beato Plazaola que se encuentra en esta misma iglesia de Santa María, en la capilla del Santo Cristo de Paz y Paciencia. Otro ejemplo lo encontramos en el magnífico Ecce Angelus que completa la exposición y nos evoca la pintura del siglo de oro con una gran fuerza visual y un profundo misticismo.

SOMNIUM ARTIFICUM es una pequeña representación de sus trabajos relacionados con la religión y la mística; una oportunidad para observar de cerca la obra de Nori Ushijima, un curioso y experimentador nato, un ecléctico que nos habla de lo humano y lo divino a través de sabias y complejas construcciones, de sueños reales y fantásticos.