Nota prensa

Ezker Anitza-IU considera que el alcalde donostiarra Eneko Goia está incumpliendo el acuerdo plenario de septiembre de 2015 donde se declaraba la ciudad como municipio libre de desahucios y le exige una urgente intermediación para evitar el desahucio de una familia vulnerable previsto este viernes en el barrio de Egia.


La concejala de Ezker Anitza-IU en la coalición Elkarrekin Donostia, Haizea Garay, ha participado en la concentración que Stop Desahucios y otros colectivos sociales han llevado a cabo esta mañana frente a la sede central de Kutxabank en Donostia. En la misma, se ha instado a Kutxabank a paralizar el desahucio de Rosario y su hijo, ambos con un elevado grado de dependencia, previsto para esta misma semana.En palabras de Garay, “no es la primera vez que nos encontramos en una situación como ésta desde que se acordara en septiembre de 2015 declarar Donostia como ciudad libre de desahucios”. Garay ha recordado cómo una vecina de Benta Berri estuvo a punto de perder su vivienda por el acoso que llevó a cabo el fondo buitre Blackstone, situación que pudo paralizarse in extremis gracias a la movilización popular.

Garay exige la intermediación urgente del gobierno municipal porque el desahucio de Rosario está previsto para este mismo viernes y emplaza a PNV-PSE “a ponerse las pilas” porque viven ajenos a la realidad que sufren muchas familias en la ciudad. “Se está produciendo situaciones dramáticas, que parecen no detectar los servicios municipales y que sólo en el momento en el que las plataformas sociales las denuncian es entonces cuando se enteran de lo que realmente pasa”.

Garay ha querido recordar que Donostia está en una situación de emergencia habitacional, a la falta de opciones de acceso que tienen muchos jóvenes y familias por el precio desorbitado de la vivienda, se le suma prácticas de acoso por parte de fondos buitres y bancos como en estos momentos está llevando Kutxabank sobre Rosario y su hijo, con la única finalidad de desahuciar a familias vulnerables con fines especulativos.

En este sentido, señala que el caso de Rosario refleja fielmente estas prácticas fraudulentas y es que Kutxabank desde que adquiriera los terrenos donde está la vivienda de Rosario en 2012 ha ignorado su obligación de realizar un contrato permanente, como le exige la LAU de 1964 bajo la que la familia de Rosario realizó un acuerdo para el alquiler. “Kutxabank, ignorando su obligación, utiliza prácticas mafiosas de acoso a familias vulnerables”. Garay considera “incomprensible que por 420 euros una familia pueda quedarse en la calle y las instituciones no se estén enterando de lo que está sufriendo esta familia”.

Asimismo, desde Ezker Anitza-IU denuncian que además de ignorar el acuerdo plenario de 2015, que declaraba, a propuesta de Stop Desahucios, Donostia ciudad libre de desahucios, el gobierno de PNV-PSE convierte en papel mojado acuerdos en materia de vivienda. “Ya vemos para qué sirve acordar que en Donostia no haya desahucios”. Garay considera que “esos acuerdos solo sirven como lavado de cara pero para nada más, porque a la hora de la verdad vemos cómo mucha gente se queda por el camino y los casos que finalmente se paralizan son gracias a la denuncia pública y al trabajo de los colectivos sociales”.

Garay ha insistido en la necesidad de revertir el modelo de ciudad impulsado por el gobierno PNV-PSE, pues ha quedado demostrado que es un modelo fallido. “En materia de vivienda, vemos que el gobierno de PNV-PSE desarrolla políticas que facilitan la actividad de especuladores, fondos buitres y bancos, mientras que ignora las necesidades de la mayoría social trabajadora”.